Peribán es un pueblo de origen cuitlateco, de cuya etimología se traduce por “lugar en donde hilan” y procede del verbo piruani, “hilar”, o de “pirhuán”, “en donde hilan”.

periban2El municipio de Peribán se localiza al oeste del estado en las coordenadas 19º31’00” de latitud norte y en los 102º25’30” de longitud oeste, a una altura de 1,640 metros sobre el nivel del mar. Su superficie es de 434.54 kilómetros cuadrados, representa el 0.73 por ciento del total del est
ado y el 0.000022 por ciento de la superficie del país. Limita al norte con Uruapan y Los Reyes; al este con Nuevo Parangaricutiro, al sur con Buenavista y Tancítaro y al oeste con el estado de Jalisco. Se divide en 56 localidades siendo algunas San Francisco, Corona, Los Ángeles, Copetiro, Parámben.

Clima
Su clima es tropical, templado con lluvias en verano. Tiene una precipitación pluvial anual de 1,300 milímetros, con temperaturas que oscilan de 13.7 a 28.4º centígrados.

Principales Ecosistemas
En el municipio dominan los bosques de coníferas con pino, oyamel u junípero, y el bosque mixto con pino y encino. Su fauna le conforman el zopilote, aguililla, gavilán, jilguero, urraca, citúr real, tordo, güilota, tejón, zorra, tlacuache, armadillo, venado, coyote y conejo.

Recursos Naturales
La superficie forestal maderable es ocupada por pino y encino y en el caso de la no maderable, por matorrales de distintas especies.

Características y Uso del Suelo
Los suelos del municipio datan de los períodos cenozoico, terciario y mioceno, corresponden principalmente a los del tipo podzólico. Su uso es primordialmente agrícola y forestal y en menor proporción ganadero.

escudo1Fue obsequiado a su tierra natal por el Sr. Miguel Tejeda Higareda; ideado sobre bases históricas y heráldicas por el escritor Francisco Elizalde García y realizado pictóricamente por el artista zamorano Arturo Hernández. Con la armonía plástica de más notable belleza en la heráldica civil, este escudo de la villa de Peribán de Ramos, es acuartelado en Souter.

CUARTEL SUPERIOR: Sobre un campo de gules (de color rojo) que es símbolo de unidad y de amor al terruño, se encuentra como parte del Escudo, dos palmas de triunfo cruzadas, que nos hablan del actual nombre de la villa y que es gracias a la tradición Peribán de Ramos.

CUARTEL INFERIOR: También sobre un campo de gules que así mismo significa la fidelidad, fortaleza, nobleza de espíritu, una concha estilizada; elemento arquitectónico en muchas de las fachadas de las iglesias y de las escuelas construidas por los frailes y los indígenas, como indicativo de la importancia de la doctrina y bautismo sacramental y al mismo tiempo imagen del Señor San Juan Bautista, en este caso patrono primigenio de la villa desde 1546 en que se dio el nombre de San Juan Peribán.

CUARTEL IZQUIERDO: Sobre campo de sinople (de color verde) que habla de la fertilidad del suelo en que se asienta la Comunidad desde su fundación prehispánica por el indígena Pereche, un sombrero eclesiástico como correspondía a la humildad de los frailes de Francisco de Asís. Es la presencia del insigne Fray Juan de San Miguel, uno de los recreadores de Peribán.

CUARTEL DERECHO: También sobre campo de sinople, que es igualmente muestra de amistad servicio, respeto y esperanza en una mejor realidad cotidiana como fruto del trabajo, otro sombrero eclesiástico idéntico al anterior y que en la carga del escudo nos habla de la gratitud para el otro ilustre evangelizador y simultáneo repoblador de la Villa, Fray Jacobo Daciano.

El Escudo tiene en las diagonales que conforman la participación de sus cuarteles, texturas o cotizas en oro y que explican uno de los significados purépechas del nombre de la villa: PIRIHUANI,que los michoaques explicaron debía traducirse como “Lugar donde hilan o en donde tejen”. El color de oro significa así mismo en la heráldica. El sol la riqueza, lo sublime del oficio. Sobre las mencionadas diagonales de la partición, son huellas de plantas humanas, ya que otro de los significados del nombre de la villa, según los historiadores como el celebre Nicolás de León, es PIRINANI O PIRINNANI. “Encrucijada”. “Lugar donde se cruzan los caminos” y por lo que el valle de Peribán fue reconocido como; “El lugar de la unión de los dioses”.

Sobre la bordura del escudo, un cíngulo que toma a mencionar a los cofundadores de la actual Villa, y al mismo tiempo un símbolo más de la unidad estrecha que debe existir en todos los momentos y actitudes progresistas e los vecinos.

El escudo esta timbrado por un jeroglífico náhuatl de color de plata, ya que este metal en la ciencia heráldica equivale a la luna. Encierra así mismo la figura de la diosa Purépecha XARATANGA quien era, según la relación y otros y otros importantes documentos y códices de la historia Michoacana: La madre la diosa de la tierra que vive en Peribán”, “La que hace germinar las plantas y cría todas las cosas”, “La diosa de la noche”, “La protectora de la agricultura” y que llevaba en sus cienes en forma de diadema una serpiente ornada con plumas de pájaros faisanes y en sus manos los frutos de la tierra.

En la divisa del escudo, se lee el emblema latino: IN UNITATE FORTITUDO NOSTRA, que traducido al castellano es: En la Unidad esta nuestra Fortaleza; Anhelo humanístico que debe hacer o hacerse realidad en el corazón de los peribanenses.

Circundan el Escudo, lambrequines de color de oro, igual que las hojas de acanto estilizadas y que completan la ornamentación y significan las láureas que siempre, históricamente, le han sido reconocidas de la Villa de Peribán de Ramos.

Peribán es un pueblo de origen cuitlateco, cuya etimología se traduce por “lugar donde se hila” y procede del verbo piruani, hilar, o de pirhuan en donde se hila.

Fue fundado antes de la conquista española por indios Chichimecas, su evangelización empezó en 1546 con Fray Jacobo Daciano, hijo de los reyes de Suecia, Noruega y Dinamarca, que “dejándolo todo” vino a estas tierras a hacer de cada indio un hombre y de cada hombre un cristiano.

Sus habitantes fueron reducidos al cristianismo, como casi todos los de esta zona, por Fray Jacobo Daciano fraile franciscano que llego al occidente de Michoacán en el año de 1541.

En 1765, el curato de Peribán registraba 145 familias “de razón” y 71 de indios, y comprendía: el pueblo de San Francisco, ubicado al norte con 29 familias de indios y 11 “de razón”; la hacienda de San Ignacio ubicada hacia el sur se registra como despoblada; la hacienda de Santa Cruz y Siguaro ubicada al poniente con 17 familiares; el pueblo de Los Reyes con 25 familias “de razón” y “otras tantas de indios” y dentro de este el trapiche de santa rosa con 14 familias de indios y 16 “de razón”

También se encuentran registradas la siguientes haciendas: San Sebastián con 20 familias, San Francisco con 7, San Pedro con 13, San Antonio con 7, San José con 10, la hacienda de El Salitre con 5 y la de Santa Clara con 17 familias.

En una época fue muy abundante la manufactura de jícaras laqueadas, a las que la gente les llamaba peribanas.

En la ley territorial de 10 de diciembre de 1830, aparece como tenencia del municipio de Los Reyes. El 18 de enero de 1862 se le dio el título de villa con el nombre de “Peribán de Ramos”, por celebrar su fiesta principal el Domingo de Ramos.

Peribán, Pirihuán, San Juan Peribán. Fundado por los purhépecha aproximadamente en 1502, fue conquistado espiritualmente hacia 1529 por Fray Juan de San Miguel y Fray Jacobo Daciano. Organizado durante los primeros años de la época colonial, era una comunidad en la que convivían las dos repúblicas: la República de Indios, que ocupaba la parte de “arriba” del pueblo, y la “gente de razón”, en la parte baja, siendo la división en el templo de San Juan Bautista.

De aquí que todavía en el siglo pasado los chiquillos se dirigían unos a otros el gentilicio “Arribeño” o “Abajeño” como un insulto al bando contrario. Y es que en Peribán es muy evidente la diferencia del carácter de los habitantes. Los Arribeños son más fiesteros, más entregados, más jocosos; mientras que los Abajeños son un tanto cuanto más fríos.

El antiguo San Juan Peribán lleva el calendario de sus fiestas conforme al calendario litúrgico de la Iglesia católica, religión practicada por la mayoría de sus habitantes.

Fiestas
La principal fiesta del municipio es la Feria Tradicional del Domingo de Ramos de cada año.
El 4 de octubre se celebra la fiesta patronal de San Francisco Peribán.

Danzas
Tradicionales de la región Purépecha por la cercanía con la zona indígena.

Música
Principalmente la música de banda de viento, tradicional de la Meseta Purépecha.

Artesanías
Principalmente las peribanas, que son bateas de madera laqueadas en finos acabados en oro, características por su gran tamaño.

Gastronomía
La comida típica regional es algunos platillos preparados con el principal producto de la región, el aguacate: guacamole, salsa de aguacate y nieve de aguacate,entre otros.